Frigoríficos-Combi

Guía de Compra - Combis

Qué es un frigorífico combi

Es posible que, a la hora de elegir un frigorífico, te hayas encontrado con la sorpresa desagradable de que no terminas de entender qué es cada uno: ¿Frigorífico combi? ¿Nevera? ¿Congelador? ¿Qué diferencias hay? Básicamente, los frigoríficos combis se diferencian de los convencionales en que tienen dos motores, uno para la nevera (donde se conservarán los productos) y otro para el congelador (donde, obviamente, se congelarán para su consumo posterior). La gran ventaja de un frigorífico combi es que se puede modificar la temperatura por separado de ambas partes por separado, consiguiendo, además, que el frigorífico aguante más tiempo.

Frío cíclico y no frost

Los frigoríficos combi pueden tener dos tipos de formas de conservar el frío: El cíclico o el no frost. El cíclico crea el frío mediante una placa instalada en el congelador y otra situada en la nevera: La escarcha creada por la descongelación automática se convertirá en agua y se evaporará, permitiendo así que los alimentos –especialmente las frutas y verduras- se conserven mejor. La otra gran opción son los frigoríficos combi no frost, que no crearán escarcha, permitiendo una congelación más rápida y con la que no se producirá hielo sobre los alimentos. Otras ventajas de los frigoríficos no frost son la eliminación de la mezcla de olores y de que se peguen los alimentos congelados.

Eficiencia

Los frigoríficos combi han alcanzado un nivel energético que supera las expectativas. Así, si quieres ayudar al medio ambiente y, ya de paso, ahorrarte un dinero en consumo eléctrico, es recomendable hacerte con un frigorífico combi del mejor nivel energético, en este caso el A+++, que ahorra un 30% más de energía que el nivel A, ya de por sí sano y acorde con el medio ambiente. En general, no se recomienda comprar ningún frigorífico combi que baje de nivel A, además de por su ahorro, porque se conseguirá una gran disminución de ruido.

¿Cuánta capacidad necesitas?

En primer lugar, debes saber que la capacidad de los frigoríficos combi se mide en litros, dando, en ocasiones, más importancia al congelador, y en otras más importancia a la nevera. ¿Pero cuánto necesitas realmente? Por lo general, para una sola persona bastarán 150 litros, mientras que en un hogar en pareja, 200 litros es más aconsejable. Para cada miembro familiar extra, se recomienda ir sumando de cincuenta en cincuenta litros, llegando a los 500 litros de capacidad total, en frigoríficos combi muy grandes.

Posibilidades extras

Los frigoríficos combi pueden tener diferentes funciones. Por ejemplo, un display digital indicando la temperatura en cada una de las zonas del frigorífico combi (pudiendo variarse), con un dispensador de agua fresca y hielos o con una alarma que te advertirá en el caso de que te hayas dejado la puerta abierta en un descuido. Algunos modelos de frigoríficos combi permitirán también controlar la temperatura de forma automática y sencilla, además de otras posibilidades más modernas tan solo disponibles en los frigoríficos combi de alta gama. ¡No te quedes frío!