Guía de Compra - Altavoces

Potencia

La potencia se mide en vatios. Cuantos más vatios tengan tus altavoces, más potencia de sonido van a desplegar. Hay que tener en cuenta que los altavoces de alta potencia suelen tener mejor calidad de sonido, incluso si el volumen es bajo.


Altavoces Hi-Fi de potencia moderada para un espacio pequeño
Cuando necesitas altavoces para este tipo de espacios, es decir, para escuchar música por ejemplo en tu ordenador o en un reproductor de CD, se recomienda utilizar altavoces con una potencia de hasta 100 vatios (W). Esta opción, además de ser muy buena elección, es económica.


Altavoces Hi-Fi de potencia mediana para tu salón
Si lo que quieres es, aparte de oír música, poder ver películas en tu DVD, lo que se recomienda son los altavoces del tipo Home Cinema, que van desde los 70 hasta los 120 W. Altavoces Hi-Fi de potencia más fuerte para poner música en una fiesta o un lugar abierto En el caso de que quieras poner música en tu fiesta o darle vida al sonido tan penetrante y envolvente de los videojuegos, deberás optar por los altavoces Hi-Fi que van desde los 200 hasta los 500 W.

Canales

Los altavoces suelen tener números del tipo 2.1, 4.1, 4, etc. El primer número es la cantidad de canales de alta y mediana frecuencia, y el segundo la cantidad de canales que reproducen bajas frecuencias, llamados «subwoofer». Los canales también podrán denominarse drivers. Es importante que sepas que, cuantos más drivers tengan los altavoces, mayor será el valor del altavoz, como mejor será también su funcionamiento.


Altavoces de un canal o una vía
Los altavoces de un canal poseen un woofer de nivel de entrada. Este tipo de altavoces sirve para usos básicos como, por ejemplo, para conectarlos a un ordenador.


Altavoces de dos canales o dos vías
Los altavoces de dos canales poseen un woofer y un tweeter. Éstos superan en sonido a los altavoces de una sola vía. Estos altavoces se diseñaron para quienes les gusta escuchar música: 2 canales. Para mejorar la calidad de las frecuencias bajas: 2 canales + 1 subwoofer (2.1).


Altavoces de tres canales o tres vías
Los altavoces de tres canales poseen woofer, tweeter y medios. Estos altavoces suenan en su mayoría mejor que los de dos vías. Los altavoces que poseen medios o woofers múltiples también entran dentro del rango de altavoces de tres vías.


Altavoces full-range
Los altavoces full–range, también denominados de rango completo, no son tan costosos y tienen el compromiso de abarcar todo el espectro de frecuencias o, dicho en otras palabras, todo lo que el diseño de la caja te permita. Altavoces de home cinema o 4 vías o canales. Los sistemas de altavoces de home cinema poseen cuatro o más canales y el sonido que aportan es surround. Los altavoces que los componen reproducen cada uno por separado y el subwoofer se apropia del canal 1, que es capaz de reproducir efectos y sonidos de frecuencia baja. Fueron creados para quienes quieren armar un home cinema en su casa o escuchar música como en un recital: por lo menos 4 canales, se recomienda tener también un subwoofer.

Forma

Deberás elegir los altavoces de acuerdo a dónde quieras colocarlos. La forma y el espacio donde deberán caber es muy importante a la hora de elegir los mismos. El tamaño de los altavoces también es tema de discusión dependiendo del lugar dónde los quieras colocar.


Altavoces de suelo
Los altavoces de esta clase, en general en forma de columna, son en su mayoría altos y alargados y podrás colocarlos a la derecha y a la izquierda de tu televisor.


Altavoces para estanterías, también denominados de radio
Estos altavoces de estantería son por lo general más bajos y, en lugar de ser alargados como los de suelo, son más bien anchos. Están creados especialmente para apoyar sobre estantes, ya que poseen el tamaño de éstos. Te permiten escuchar música en distintas habitaciones sin la necesidad de mover ningún cable o de tener que estar arrastrando el equipo. Pero en el momento de instalarlos sí deberás llevar los cables hasta el lugar donde lo quieras colocar.


Altavoces de pared y de techo
Estos altavoces son considerados discretos. Cuando los instales en la habitación, ponlos lejos del alcance la vista y verás como iluminan tu pared. Incluyen una rejilla que podrás pintar a tu elección. Estos altavoces son capaces de ahorrar un espacio más que considerable en la habitación donde los coloques.


Altavoces de torre
Estos altavoces son de tamaño más bien grande y son los que, en forma conjunta, mejor suenan.


Altavoces de exteriores
Estos altavoces son capaces de realzar tu terraza o jardín. También se trata en este caso de una unidad discreta. Podrás situarlos debajo de cualquier toldo, ya que poseen una cobertura impermeable que los protege del medio externo.

Estética

Tienes que pensar en combinar el diseño de tus altavoces con la estética del espacio donde los vas a colocar.


Material utilizado para tus altavoces
Los altavoces darán estilo, personalidad y prestancia al lugar donde los coloques. Por este motivo es tan importante esta característica al momento de optar por unos o por otros. Elige bien el material: plástico, madera, compuesto de carbono… Intenta escoger aquel que armonice con el ambiente.


Colores de tus altavoces
Teniendo en cuenta la amplia gama de colores de las diferentes variedades de altavoces, podrás elegir cuál se adecúa más a la decoración de la habitación de tu casa o del espacio exterior donde los colocarás. Ten en cuenta también que algunos altavoces se pueden pintar a elección del consumidor. Intenta comprar altavoces discretos, sobrios y que combinen con los colores ya sea de la torre del PC, del diseño de los muebles o del ambiente en general.


Cables de tus altavoces
El usuario interesado en instalar los altavoces deberá tener en cuenta cómo y dónde va a colocar éstos y sus respectivos cables, para que no opaque el lugar. Muchos altavoces es sinónimo de muchos cables y si, además, se está optando por unos altavoces con sonido envolvente, los altavoces estarán dispersos por toda la habitación.