Desodorantes

Guía de Compra - Desodorantes

Tipos

Desodorantes
Los desodorantes habituales destruyen el mal olor controlando las bacterias de las axilas. Los desodorantes antaño tenían alcohol y de esta forma era como controlaban a las bacterias, pero hoy por hoy ya casi no se encuentran desodorantes con alcohol, ya que resultan altamente abrasivos para la gente con piel sensible, siendo aconsejables tan solo en caso de querer calmar el picor propio de una depilación y si la piel está irritada. El desodorante debe oler bien (es su función principal) y tiene una efectividad de doce horas, aproximadamente. Los desodorantes enmascaran el sudor, por lo que si se tiene un olor corporal fuerte, se recomienda más bien un antitranspirante.

Antitranspirantes
Los antitranspirantes evitan que aparezca el sudor taponando las glándulas de transpiración. Su poder es tan grande que no se recomienda usar en otras partes del cuerpo aparte de las axilas o taponaría los poros. Su eficacia es mayor que la de los desodorantes (más de 24 horas) e incluso evitan que las bacterias vuelvan a crecer fácilmente. Así pues, los antitranspirantes regulan el olor y la humedad. Hoy por hoy, la mayoría de los desodorantes incluyen antitranspirante, eliminando las sales de aluminio de los segundos e incluyendo otras formas de evitar la transpiración.

Modelos

Sprays
Los desodorantes en spray lo vaporizan por el cuerpo y la ropa, siendo tremendamente fáciles de utilizar. El frescor se transmite de forma instantánea, aunque es cierto que se debe agitar antes de usar para mezclar los ingredientes y que no se manche la ropa. Algunos contienen alcohol y otros pueden difundir un pequeño polvo que sirve de base a los antitranspirantes. Las pieles muy sensibles pueden tener irritación de la axila al usar los desodorantes en spray debido al alcohol, aunque no parece demasiado probable. En el caso de que irrite, se debe dejar de usar el producto durante un par de días.

Roll-on y otros
Los desodorantes en roll-on tienen la ventaja de lo práctico: Simplemente se pasan por la piel, que se empapa con un frescor muy agradable y con una sensación húmeda que no dura demasiado tiempo. Es más eficaz que los desodorantes en spray al contener más concentración de sales de aluminio y se recomienda para las personas que tienen mucho sudor o transpiración. Se trata de un desodorante muy estético y ergonómico, que es similar a otras versiones menos populares pero existentes, como el sistema stick, que es un sistema en barra que no deja mancha alguna y que resulta altamente económico gracias al tiempo que dura, o el desodorante en crema, que es el único que las pieles muy sensibles pueden usar para probar su suavidad y la falta de alcohol en su composición. Algunas de las nuevas versiones de los desodorantes actuales incluso retrasan el crecimiento del vello mientras combaten la transpiración.

Factores

Frescor
Obviamente, una de los motivos más claros para usar un desodorante es el del frescor que estos ofrecen, alargando la sensación que nos deja la ducha, que impide que las bacterias que causan el mal olor proliferen. El frescor debe durarnos durante la mayor parte del tiempo después del periodo de aplicación, procurando que la piel no se seque. En este sentido, el desodorante en spray será más fresco que el desodorante en roll-on o de otros tipos, al contar con un vaporizador.

Sin mancha
No hay poca gente que se preocupa por qué los desodorantes manchan la ropa. Hay que aclarar que no es culpa del usuario: Los desodorantes tienen alguna fragancia que puede manchar la ropa clara. Incluso hay algunos problemas localizados en la axila que pueden hacer que aparezcan colores como el rojo o el amarillo. Por ello hay algunos desodorantes ahora, prácticamente sin perfume en su gran mayoría, que no manchan la ropa mientras mantienen a raya el acceso de sudoración. Otra opción que muchos usan como medio para prevenir la excesiva sudoración es usar desodorantes en crema, pero es una buena opción tan solo si no se usa en exceso, pues puede causar igualmente manchas en la piel. Para evitar que el desodorante deje manchas, sí que se puede usar ropa que lo evite, como ropas de algodón y fibras naturales, que permiten que el aire circule sobre la piel y el sudor se evapore. Existen además remedios caseros para evitar la transpiración. Por ejemplo, con la mezcla de diversos componentes naturales como la salvia o el espliego.

Consejos y aclaraciones

Cómo transpirar menos
Las camisas manchadas por el sudor (o transpiración), el olor y las molestias causadas son altamente molestos. Para transpirar menos y tener menor necesidad de usar antitranspirantes y desodorantes, es básico adoptar una higiene mejor (no olvidemos que el uso del agua y el jabón es la mejor manera de eliminar las bacterias) y llevar prendas naturales de colores claros. Los colores oscuros causan más calor, por lo que la sudoración será más habitual. Además, hay bebidas y alimentos como café, té, alcohol o comidas picantes, que causan la producción de sudor. En caso de que nada nos impida sudar demasiado, debes acudir al médico para ver qué es lo que te ocurre.

Polémica
Hay rumores que indican que compuestos de aluminio como los que llevan los antitranspirantes (y, por tanto, una gran cantidad de desodorantes) pueden causar cáncer de mama y otro tipo de cánceres importantes, ya que pueden ser reabsorbidos por la piel y, por tanto, dañar al organismo. Otros estudios, incluso, afirmaban que los parabenos (que son sustancias que algunos desodorantes tienen), de una forma similar a los estrógenos. Sin embargo, de momento ninguno de los estudios ha probado que estas sustancias produzcan tumores cancerígenos.